Primeros conflictos






Resulta que Domingo, un problema tiene, y de salud. Bipolaridad, tri, cuatri, quíntuple. De un modo muy particular va mostrando la hilacha, de a poco, lentamente. En algunos casos da ganas de abrazarlo, y morirse de risa, en otros en cambio, da ganas de morirse de verdad, enterrarse vivo a lo kill bill, no sabes en que culo meterte con un perrito asi.

2 comentarios:

P.E.P.E. ® dijo...

y perdonando la expresión (mi vieja me enseño que si pides disculpas antes de mandarte una, diosito te perdona) que de Putisima Madre este pitingo, me he reido aqui en la oficina llenando la encuesta (si mi regordete jefe me echa al rato te culparé) y dandome cuenta que la "cojonuda bipolaridad" no era un talentito mio.

Yo tenia un perro que vivio como 23 años (era chiquito, jodido y renegon como la mierda), que en sus últimos años de mozalbete, se le dió por los suicidios frustrados. Se subía al tercer piso, me miraba por la ventana (que daba justo al balcón) y se lanzaba al vacio (te lo juro. Una veintena de veces hizo su acto mortal. Nunca moria. Al final de tanta salto y payasada, tuvo tantas idas al Veterinario, que terminò convertido en una suerte de viejo "Matusalén y Terminator Canino".

Cosas de perros, cosas de locos.
Un gran saludo y un par de sonrisotas.

Sol dijo...

loro volvé! es genial...
tendrias que contar como domingo gano el torneo apertura de palmira junto al loro

me hago seguidora de este blog...

besos ninia!